fbpx
[GUÍA] Cómo elegir un banco de gimnasio

Aunque puedan parecer accesorios simples, los bancos de musculación presentan un buen número de características técnicas que has de tener en cuenta.

Aspectos como la calidad estructural, la tornillería o las posibilidades de ajuste determinan otros factores como la capacidad de carga y viceversa.

En esta guía te explicaré todos los entresijos que debes tener en cuenta al comprar un banco de pesas, cualquiera que sea tu nivel.

¿Qué es un banco de musculación?

Un banco de musculación o weigth bench (también llamado banco de pesas, banco de gimnasio o banco fitness) es un soporte que, con respaldo o sin él, permite al atleta apoyar su cuerpo durante la ejecución de un ejercicio en el marco del entrenamiento de fuerza.

En este sentido, si existe un movimiento directamente asociado con a este accesorio, éste es el press banca.

Representa uno de los tres "básicos" del powerlifting y un pilar fundamental para entrenar fuerza en casa.

En efecto, el press banca, ejecutado con barra o con mancuernas y en cualquiera de sus diferentes ángulos (inclinado, neutro o declinado), es posiblemente el mejor ejercicio para desarrollar fuerza y masa muscular en el tren superior.

[GUÍA] Cómo elegir un banco de gimnasio

Ahora bien, el press banca no agota las posibilidades de uso de un banco fitness. Muy al contrario, los ejercicios que requieren de un banco para su ejecución se cuentan por decenas. Te dejo una brevísima lista:

  • Fly de pecho
  • Press militar sentado
  • Seal row
  • Hip thrust
  • Bench dips
  • Zancada alta
  • Sentadilla búlgara
  • Etc

Click PARA VER


¿Qué características técnicas debes tener en cuenta al elegir un banco de musculación?

A la hora de adquirir un banco de gimnasio, tendrás que analizar seis factores:

Vayamos a fondo:

1. Finalidad: bancos convencionales vs bancos especiales

[GUÍA COMPRA] Banco de musculación

Aunque la mayoría de atletas caseros buscan bancos que tengan utilidad para la mayoría de ejercicios que hemos visto más arriba, puede que algunos busquen modelos para determinados ejercicios.

En este sentido, los términos banco y soporte suelen utilizarse indistintamente por los vendedores para categorizar tanto a los bancos "convencionales" (planos y ajustables) como a los bancos especiales que facilitan la ejecución de ciertos ejercicios.

Los ejemplos más reseñables dentro de estos últimos son:

  • Bancos para press banca de competición o combo racks (la banca reglamentaria con soportes según los estándares de la IPF, cuente o no con su certificación oficial) 
  • Bancos para seal row o chinese row 
  • Bancos para sissy squat 
  • Bancos para hiperextensiones (banco romano, banco de lumbares)
  • Bancos para hip trust/GHD

Si no dispones de un banco de pesas convencional, no tiene sentido que adquieras un banco especial. Mejor concentra tu presupuesto en el primero y, cuando aumenten tus requerimientos (y presupuesto), podrás plantearte adquirir alguno de los modelos que recomiendo en la comparativa de bancos.

2. Posibilidad de ajuste: banco plano vs banco regulable o ajustable

Dentro de los bancos de entrenamiento convencionales, deberás determinar si necesitas un banco plano (flat bench) o un banco regulable (adjustable bench).

En los primeros no existe división entre asiento y respaldo (también llamado pad o almohadillado), sino solo este último. Son por tanto bancos con respaldo fijo y, a lo sumo, podemos encontrar algún modelo que permite variar la altura de ambos pies. 

Por su parte, los bancos ajustables permiten inclinar y, en ocasiones, declinar tanto su asiento, como su respaldo, gracias a las visagras y posiciones que estos incorporan. 

Esto hace que sean a menudo incorrectamente etiquetados como bancos multifunción, cuando son realmente multiposición. 

[GUÍA] Cómo elegir un banco de entrenamiento

Esto incrementará la polivalencia del banco y, con él, la riqueza de nuestro entrenamiento, por cuanto podremos variar tanto los posibles ángulos de trabajo en un mismo ejercicio (ej. press banca), como facilitar la ejecución de otros ejercicios (ej. hip trust con banco declinado, seal row sobre banco inclinado, etc).

Ahora bien, debes tener en cuenta algunos puntos:

  • El rango de precios en los bancos de entrenamiento ajustables es enorme y existe una gran diversidad en cuanto al número de posiciones o alturas, tanto del respaldo, como del asiento (cuantas más, mejor) y la seguridad del sistema de apoyo del respaldo (cuanto más sólido y complejo sea, mayor capacidad de carga). Esto último nos lleva al segundo punto.
  • Muchos bancos ajustables son reclinables (los llamados bancos FI, por las siglas en inglés de Flat/Incline), pero no declinables (bancos FID, Flat/Incline/Decline) , ya sea porque la propia estructura no está diseñada para ello o porque se ha incorporado un tope específico que evita esta posibilidad. Con ello se consiguen estructuras más compactas y con mayor capacidad de carga al situarse en posición plana, pero menos polivantes.  
¿Cómo elegir un banco de pesas?
  • El espacio existente entre el asiento y el respaldo (el llamado pad gap) puede resultar incómodo en el press banca: Solo los bancos regulables de alta gama minimizan esta separación. Además, ten en cuenta que las dimensiones de la banca en el ámbito competitivo se encuentran delimitadas por el reglamento de la IPF.
[GUÍA] Cómo elegir un banco de pesas

En fin, a la hora de elegir entre un tipo u otro de banco de ejercicios deberás sopesar los pros y contras de cada uno de ellos. A modo de síntesis:

Banco plano

  • Más barato
  • Menor polivalencia
  • Mayor capacidad de carga (a igualdad de precio)
  • Menor facilidad de transporte y guardado
  • Más cómodo para la realización del press banca convencional

Banco ajustable 

  • Más caro
  • Mayor polivalencia (especialmente en los modelos FID)
  • Menor capacidad de carga
  • Mayor facilidad de transporte y guardado
  • El espacio entre el respaldo y el asiento puede resultar incómodo en el press banca (gap pad)

3. Calidad estructural y carga máxima

Ya hemos adelantado la relación entre la capacidad de carga y el tipo de banco (fijo o ajustable). Es inevitable que esta capacidad se reduzca algo al tener que alterar el reparto de cargas para obtener un banco ajustable.

Pero, más allá de este aspecto, los factores que determinan la mayor o menor capacidad de carga de un banco de gimnasio no son muy diferentes de los de una jaula. Así:

  • Calibre del acero (steel gauge): define el espesor del acero empleado y suele medirse en una numeración inversa (cuanto menor es el número del calibre, mayor es el espesor). Si el fabricante te facilita esta información, trata de que éste no sea inferior al n.º 13 (unos 2 mm de espesor). 
  • Dimensiones del tubo (steel tube): define el ancho y largo de los tubos de acero empleados y suele medirse en pulgadas. No es recomendable que sean inferiores a las 2x2" pulgadas (50 x 50 mm). También es un buen indicador el hecho de que los cortes del acero estén realizados a láser.
  • Calibre de la tornillería: También aquí, cuanto mayor sea el calibre de la tornillería utilizada, más robusto y resistente será el banco de musculación. 

Como sé que será difícil (si no imposible) para la mayoría de compradores conocer todos estos factores, mi recomendación a efectos prácticos es la siguiente:

No compres bancos con una capacidad de carga de menos de 200 kg

Capacidades menores implican que la calidad de la estructura es pobre y que tu seguridad estará en jaque en cuanto pongas unos cuantos kilos encima de la barra (además de tu peso corporal, claro). Estás advertido.

Otro indicio de la buena o mala calidad de la construcción del banco puede ser el peso del propio banco. En este sentido, evitaría bancos que pesen menos de 10 kg (sin accesorios). Rara vez suelen tolerarán cargas de más de 200 kg. 

Bancos plegables: ¿valen la pena?


[GUÍA] Cómo elegir un banco de gimnasio

Los bancos de musculación plegables suelen ser una de las primeras opciones a la hora de comprar un banco para ejercicios. No son pocas las webs que animan a hacerlo sin tener mucha idea de lo que proponen.

La gran mayoría de estos productos presenta una estructura de baja calidad y, consiguientemente, un baja capacidad de carga. Así, por ejemplo, el modelo más vendido en Amazon no supera los 120 kg de carga máxima y no muy distantes están los supuestos 220 kg del banco de pesas de Decathlon.

Por ello, mi consejo es que gaste un poco más y adquieras bancos de musculación baratos, pero de calidad.

3. Dimensiones globales y de los pies de apoyo (foot print)

Si estás decidido a tener un banco que favorezca tu press banca, lo idóneo es que sus dimensiones globales sean lo más similares posibles a las descritas por los reglamentos oficiales.

En concreto, el señalado reglamento de la IPF indica que los bancos deben presentar las siguiente dimensiones:

  • Longitud mínima de 1.22 m, con superficie plana y nivelada.
  • Ancho entre 29 cm y 32 cm (¡ojo: el padding, no el banco en conjunto!)
  • Altura entre 42 cm y 45 cm, medidos desde el suelo hasta la parte superior de la superficie del tapizado sin comprimir.

Dentro del ancho global del banco, nos interesa observar un característica a menudo olvidada: el foot print, es decir, el diseño de los pies del banco.

Este aspecto hace referencia, en primer lugar, a la construcción de los tubos empleados en los pies del banco. En este punto me remito a lo que ya he apuntado más arriba: cuanto mayor sea el grosor tanto del acero empleado, como del propio tubo, mejor.

En segundo lugar, nos interesa que los pies delanteros sean menos amplios que los traseros, a fin de disponer de mayor libertad de movimientos de las piernas en el press banca. 

Cómo elegir un banco de gimnasio para casa

Modificar la posición natural de tracción de tus pies en el press banca hará que el levantamiento pierda eficiencia, por lo que no está de más tenerlo presente.

4. Dimensiones y acabado del respaldo: standar pad vs fat pad

Cómo elegir un banco de entrenamiento

En esta imagen podemos observar las diferencias en el padding de los bancos de la serie Monster de Rogue

Tanto en bancos planos como regulables, es interesante que la almohadilla del respaldo sea lo más ancha y densa posible por dos razones:

  • Mayor estabilidad y libertad de movimientos de las escápulas en el press banca (de cara a la retracción escapular)
  • Menor riesgo de lesión, como consecuencia de lo anterior 

Si no eres un especialista en el press banca ni tampoco La Montaña Björnsson, no necesitarás que el banco sea de tipo fat pad (+32 cm de anchura).

No obstante, trata de que esta superficie de apoyo sea lo más amplia que puedas dentro de tu presupuesto y que nunca esté por debajo de los 29cm reglamentarios.

Por otra parte, un detalle que sí que puede apreciar (o lamentar) todo usuario, es el acabado de este almohadillado, es decir, el tipo de forro que envuelve el respaldo.

La mayoría de bancos de pesas están recubiertos de polipiel o cuero sintético, lo que les otorga un aspecto elegante, pero un tacto resbaladizo. Esto último puede resultar ineficiente y peligroso en el press banca al favorecer la pérdida de la retracción escapular.

Los mejores modelos incorporan polipiel de fibra de carbono, ofreciendo así una rugosidad que favorece la adherencia escapular.

[GUÍA] Cómo elegir un banco de entrenamiento

Para solucionarlo, si no tienes la posibilidad de adquirir un banco acabado en material rugoso, simplemente puedes colocar magnesiocintas elástica a lo largo del banco, tal y como muestra Álvaro en la siguiente imagen.

[GUÍA] Cómo elegir un banco de pesas

5. Accesorios (incluidos y compatibles)

Desde mi punto de vista, no existen accesorios indispensables en un banco de entrenamiento, pero sí dos recomendables:

  • Ruedas 
  • Mango de transporte
[GUÍA] Características de los bancos de pesas

Son dos accesorios sencillos y bastante agradecidos, especialmente en bancos pesados como la mayoría de regulables.

También puede ser interesante contar con algún tipo de foot catcher (típico rodillo almohadillado) en los bancos regulables para la ejecución de movimientos en plano declinado. De esta manera, no necesitaremos un banco de abdominales adicional.

Al margen de estos accesorios, en el caso de los llamados bancos multifunción, es interesante que tengan compatibilidad con otros tantos accesorios o add-ons para ejercicios como leg curl y leg extension, curl predicador o aperturas de pecho.

Esto aumentará la polivalencia del banco, pero también incrementará su precio final.


¿Dónde comprar un banco de musculación?

Siendo un accesorio tan fundamental y tan ligado a la seguridad del atleta , yo optaría por acudir a los principales vendedores de equipamiento.

En concreto, por variedad y relación calidad-precio, me quedo con Rack Rooster, Corpomachine, Strength Shop y Maniak.

Recuerda que puedes consultar mi selección de los mejores bancos de gimnasio para facilitar tu elección.

Por otra parte, aunque circulan por la web varios tutoriales sobre cómo hacer un banco de pesas casero, te recomiendo que no lo hagas, a menos que domines mucho sobre el tema.

Tu seguridad vale más que cualquier banco.


Conclusión

El banco debe ser un must en cualquier gimnasio casero. 

Sus posibilidades van mucho más allá del press banca y sus variantes, permitiendo diversificar el entrenamiento.

A la hora de comprar uno deberás pensar, en primer lugar, si necesitas un banco fijo o plano (más barato, pero menos polivalente) o un banco ajustable (generalmente más polivalente, pero también más caro). En relación a estos últimos, ten en cuenta que todos son reclinables, pero solo algunos declinables. 

Una vez decidido el tipo de banco, presta atención a las características técnicas esenciales: dimensiones, capacidad de carga, amplitud y textura del respaldo, compatibilidad con accesorios...

Como siempre, recuerda que no por pagar más obtendrás un mejor banco. Ten un ojo clínico y observa bien los pequeños matices.

Si buscas modelos concretos, no dudes en echar un vistazo a la selección de los mejores bancos de musculación.

¿Conoces los mejores programas de entrenamiento con barra? 

Barra Libre y Guerrera Espartana: forja tu mejor versión con Fitness Revolucionario


Barra Libre de Fitness revolucionario: El programa de entrenamiento con barra para ellos
Guerrera Espartana: El programa de entrenamiento con barra para ellas

Si Desencadenado y Efecto Kettlebell despuntan en el terreno de los ejercicios corporales y las kettlebells, correspondientemente, Barra Libre (para ellos) y Guerrera Espartana (para ellas) hacen lo propio en el del entrenamiento con barra.

Nos encontramos ante auténticos tratados de entrenamiento de fuerza y recomposición corporal que van mucho más allá de ofrecer un mero programa. Junto a un ambicioso plan anual dividido en cuatro fases o mesociclos, encontrarás sendos apartados dedicados a las bases del entrenamiento con peso libre, nutrición y psicología deportiva.

Barra Libre de Fitness revolucionario: El programa de entrenamiento con barra para ellos
Guerrera Espartana: El programa de entrenamiento con barra para ellas

{"email":"Email address invalid","url":"Website address invalid","required":"Required field missing"}

Únete a la newsletter y llévate gratis el ebook con los 5 pasos para montar el gimnasio en casa

>